Todo cambia… sea para bien o para mal

A veces, hay momentos tan fome en el vivir que pueden durar horas, días e incluso meses o más y que de alguna u otra forma hay que salir adelante y no olvidar aquellos momentos, sino que rescatar lo mejor posible y aprender de ellos. Como dice mi papá Ser Fuerte ante todo y seguir.

También, hay dos palabras que son muy fáciles de confundir en el hace: Ocuparse y Preocuparse. Hay que ocuparse de vivir en vez de preocuparse por la vida, hay que vivir cada momento, por aunque muy cliché que suene, nunca sabemos cuando puede cambiar todo.

Otra cosa que rescato y que siempre intento hacer y en lo personal creo que lo logro, es que hay que respetar al otro, porque la libertad de cada uno termina donde comienza la del otro, no me gusta que me pasen a llevar y/o abusen de mi, a veces me cuesta decir que no, pero otras es necesario hacerlo…

Hay que ser inteligentes, en el sentido de las decisiones que tomamos día a día, pues estas decisiones pueden cambiar todo en un segundo, y ser inteligentes en el sentido de no quedarse conforme con poco y aprender y buscar más…
Y por último, hay que Querer, Creer y Conocer antes de juzgar y esto último, lo admito… Cuesta ene, pero hay que trabajarlo, ¿quién no ha pasado por alto esto último alguna vez en su vida? puede que no nos demos cuenta, pero eso no es una excusa…

Y antes que todo lo anterior, lo más importante que creo, es que hay que ser fuerte ante todas las situaciones, confiar en uno mismo para lograr cosas, respetarse por una tema de integridad y de auto darse valor como persona, para no dejarnos llevar, hay que quererse y dejarse querer, y además, hay que conocerse a uno mismo para poder abrir el corazón a otros y ser uno mismo en cada segundo de la vida.

Hay que tener presente además, que la familia es lo mas importante que hay, son el pilar fundamental, un apoyo sincero y no hay que alejarlos ni olvidarlos, son el refugio más cálido que hay, son un apoyo y tampoco hay que decepcionarlos. Y creo también, que hay amigos que forman parte de tu familia y esos amigos no solo se ven cuando aparecen en las malas… Sino que también en los mejores momentos de la vida, que saben que decir, en que momento, que te aceptan tal cual eres y no te exigen cambios para estar con ellos… y son esas personas (familia y amigos) los que estarán a tu lado SIEMPRE… Y que si alguna vez te fallan o tal vez dos, no hay que olvidar que son personas, que tienen sus asuntos por los que ocuparse y hay que saber perdonar… Recuerdo que hubo un tiempo en que estaba tan sentida y orgullosa con algunas personas porque no estuvieron conmigo cuando más lo necesitaba… Pero después me dije que era puras tonteras por las que me preocupaba, ese era un pensamiento egoísta y sólo me hacía daño… porque yo también en algún momento puedo no estar y abandonar a esas personas a las que más quiero, pues cualquier cosa puede pasar.

Tengo 22 años y muchos defectos, pero intento mejorarlos… no solo por los que me rodean, sino que por mí y primeramente por mí. Tengo una familia hermosa, unos padres que me han entregado todas las herramientas para surgir en lo que quiero llegar a ser, unos hermanos a los que veo como ejemplos y unos sobrinos que me llenan de alegría y un perro que me hace rabiar y feliz jaja, whatever…

Tengo unos amigos del alma a los que adoro y que no me han dejado sola y espero no haberlos dejado solos en algún momento, si lo hice, sorry 🙂 Ellos pueden contar conmigo y yo con ellos y de verdad siento que no son aquellos que el tiempo alejará. Además siempre he tenido la posibilidad de conocer gente con los que puedo pasar buenos momentos y reír… la mejor terapia es reír.

Y si, reconozco que me he alejado de varios que hace un tiempo compartí y reí y carretié y todo eso… Pero hay veces que solo pasa, que es parte de la vida, que es parte de los cambios que vivimos y cambios que algunas veces son necesarios.

Una amistad es algo que nace y se construye siempre y no de forma individual… Obviamente… Y sí, me fui en la volá cómica, pero últimamente me han dicho cosas, buenas, pero que me hacen cuestionar mi forma de ser. Me dicen que apuestan por mi, que confían y que me ven como una persona alegre y bacán y única, que puedo lograr grandes cosas… y esas son palabras grandes y que no creo merecer… al menos no aún, pero que me animan a seguir adelante y a construir mi camino poco a poco para seguir avanzando…

Y tengo defectos, varios y estoy segura de que los ven… aunque no los digan.
Soy una persona estresada, autoexigente y a veces, hasta llego a ser un poco controladora… puedo ser muy pesada en ocaciones y cerrada en otras, eso es como mi mecanismo de defensa cuando siento que se acercan mucho en mi vida, para evitar decepciones, daño y malos ratos, pero a la larga me daño a mi misma siendo así, cerrándome a las oportunidades, cerrándome a ser.

Estoy bien ahora… Estoy con los que más quiero en el mundo… Estamos en las buena y en las malas.. Estamos en los gritos y discusiones y en las risas, leseo y penas… Mi círculo me complementa y reconforta…

Yo me defino. Yo sigo adelante y estoy dispuesta a enfrentar cada desafió que se me presente con la frente en alto y una sonrisa en la cara… Y sí, soy persona y una muy sensible y emocional y tengo mis momentos en los cuales me frustro, lloro y me decepciono, pero también puedo dar vuelta la página y/o cerrar el libro cuando lo amerita algún momento.

Tengo 24 y estoy feliz.

cosas

Hay ciertas cosas en la vida que se sabe que son un error pero no se sabe muy bien que son un error porque la única forma de saber que son un error es cometer el mismo error y mirar hacia atrás y decir: “Sí, eso fue un error”. Así que en realidad, el error más grande sería no cometer el error, porque entonces te estarás toda tu vida sin saber realmente si algo es un error o no. Y maldita sea, yo no cometí errores. He hecho todo esto, mi vida, mi relación, mi carrera sin errores. ¿Tiene todo esto sentido para ti? – Lily Aldrin (HIMYM)

HOW I MET YOUR MOTHER

Me acordé de esta frase, que cuando la escuche por primera vez en una serie que veía, me causo varias sensaciones… Primero pensé que la actriz era seca para decir eso taaaaaaan rápido, con tanta frustración, credibilidad, nerviosismo, etc… Segundo pensé… eso pasa… y hay me fui por las nubes pensando en los errores.

Yo he cometido errores (varios), y creo que me quedan varios más por cometer… y estos creo que son parte del aprendizaje que nos hará ser mejores personas cada vez, conocernos a nosotros mismos y tratar de hacer mejor las cosas siempre…

Pero hay que tener cuidado también con lo que dicen los demás…. ¿por qué nos afectará tanto lo que dicen los otros (en algunas situaciones)? ¿es por qué estamos más vulnerables en ese momento? ¿o por qué buscamos la aprobación de nuestros actos a cada rato, en cualquier momento, todos los días?
No hay necesidad de eso, en serio. Pienso, sinceramente, que si, podemos pensar en estas cosas más de una vez durante nuestras vidas, pero, hay que tener cuidado en las cosas que se toman en cuenta y en las que no y esas que no tienes que considerar, que no te afecten.

En todos lados habrán personas a las que no les agrades, como hay personas que no te agradan en absoluto, pueden ser vecinos, compañeros de clase, profesores, hasta incluso familiares…

Si no te agrada alguien, no le hagas la vida imposible o lo andes pelando por cielo, mar y tierra o, esperando a que algo le pase para hablar… Eso no es sano, no es sano para ti, porque pasarías tu tiempo enfocado en cosas y personas en vez de preocuparte por ti mismo, y por supuesto, haciéndole daño a alguien. Si no te cae bien alguien ya sea porque conoces su forma de ser o porque simplemente lo/la viste por primera vez y fue como si te cayera un balde de agua fría, filo, que no te afecte y vive… por ti.

Ahora, si sientes que no le agradas a alguien, puede ser cierto jaja, no conozco a una persona que le caiga bien a todo el mundo, eso no pasa, porque somos tan distintos unos de otros, que encontrar personas 100% compatibles, en lo personal no lo creo… Si sientes que no encajas en un lugar, si no le agradas a una persona o a un grupo de ellas, que tampoco te afecte en su totalidad, porque si, es fome, pero uno no existe por ellas, ni para ellas, si no más bien, existimos en el mundo por nosotros mismos.

Otra cosa, no hay que tratar de aparentar cosas solo por caerle bien al resto. Creo que si alguien hace esto es porque no tiene una identidad propia, una esencia única y a la larga es como una persona que no confía en si mismo, y ¿cómo se podrá confiar en alguien si ese alguien no confía en el? mmm… se puede, pero esa confianza tiene fecha de vencimiento, porque a la larga, tarde o temprano, pasará ese algo que te demuestre la verdadera esencia de aquella persona, y te sentirás tan decepcionado, que aunque hagas que no te importa, sabes que te importa, te afecta y no sabrás que hacer… No sea tont@
Yo creo, y aunque suene repetitivo o lo que sea, que hay que mostrarse al mundo como somos siempre, en la vida de familia, amigos, estudios, no buscar caretas para cada contexto, no ser como que en público mostrarse una persona dispuesta, capaz, motivada y en privado, en su zona segura, ser todo lo contrario y no hacer nada y sentarte a esperar que las cosas pasen por si solas… por que las cosas no pasan porque si, siempre hay una razón de por medio, y no te darás ni cuenta cuando un día te verás encerrado, sin saber que hacer, porque no pasó algo que esperabas pero que no hiciste nada para que ocurriera…Pienso que estas situaciones, (un poco enredadas, pero yo me entiendo) hay que tener ciertas características, como inteligente, capaz, único, ser especial… por ti y por nadie más…

SER INTELIGENTE:si tu eres inteligentes, creo que podrás diferenciar lo que te hace bien, de lo que te hace mal… de lo que eres capaz y de lo que no, y ante esto último, reconocerás tu debilidad y tendrás 2 opciones: hacer algo para mejorar, o quedarte sentad@ sin hacer nada…. si hacer algo para mejorar, que sea por ti…. si no … cosa tuya.

SER CAPAZ: capaz de enfrentar riesgos, retos, buenos y malos comentarios, capaz de hacer algo que te haga sentir bien a ti, capaz de lograr tus metas de la vida. Depende netamente de ti.

SER ÚNIC@: tú eres tú y no eres alguien más… como otra persona es esa persona y no es tú… hay que sacarle provecho a nuestras cualidades, a lo que nos hace diferentes y vivir con ellas de la mano, quererlas y crecer.

SER ESPECIAL: las personas son buenas por lo que son, las personas que son “malas” es porque no son eso que quieres ser y buscan los medios para hacer como que son y eso… no funciona.

Pienso que si uno es todo esto, y lo trabaja y es perseverante, esforzado, dispuesto… dejará de compararse, de no quererse, de confiar en si mismo y con ello lograr las cosas propuestas…. Dejará de fijarse en el de al lado y/o de dañar a otros… de dañarse, engañarse.Si una persona es todo esto, vivirá más tranquilo, y esa tranquilidad la transmitirá al resto… Y conocerá personas hermosas a lo largo de su vida que perdurarán en el tiempo, aunque ellas no estén ya físicamente… Si una persona es todo esto, estará más feliz…

Yo lo estoy trabajando, lamentablemente tenemos que esperar a que ocurran cosas para darnos cuenta de lo que pasa… cosas que pueden ser tan sin sentido, como cosas realmente importantes… como cuando nos preguntamos porque ese amigo o amiga te dejo de hablar, porque me fue mal, porque no puedo hacer las cosas como yo quiero, etc…

Trato de no esperar, y trabajo ahora en mi, por mi y por nadie más… Y aun tengo mil defectos, pero cada día espero tener uno menos…Eso..

 

sinopsis la que era yo

Y aquí estoy, buscándole un sentido a lo que estoy viendo en estos momentos: mi vida en cosa de segundos… … Dicen que cuando alguien está a punto de morir, comienza a aparecer en su cabeza un resumen de lo que ha sido toda su vida en cuestión de segundos. ¡Qué mentira! Eso sucede siempre, no solo en esa situación límite que es la muerte, además nadie lo ha comprobado aún… pero eso sucede siempre, cuando duermes, cuando vez una película con la que te llegas a identificar con un personaje de ella, cuando estás triste o incluso en la ducha. A esas situaciones yo las llamo: crisis existenciales. Hace unos meses me encontraba disfrutando de todo, lo nuevo, lo bueno, incluso de lo malo y lo cotidiano. Disfrutaba de las cosas simples, de despertar a tu lado, de ver tu sonrisa, de levantarme cada día por la mañana pensando que iba a ser ese un gran día (y siempre lo era), de ir a sentarme en el mini sillón rojo del mini living-comedor con la taza gigante con té verde de vainilla recién remojado y tú a mi lado comiendo tostadas y tomando café con leche, para luego poder marcharnos a nuestros trabajos, escuchando música mientras soportábamos el tráfico de las mañanas; sintiendo el sonido del motor combinado con la música de fondo, incluso hasta disfrutaba del típico sonido de las bocinas de los autos, de los siempre apurados que iban atrasados a donde fuera que iban y a veces, eran demasiado y como olvidarlo, de tu típico comentario -a veces repetitivo- “pasa por encima idiota, que estoy aquí porque quiero estar” (así era, te gustaba estar conmigo donde sea, o al menos eso creía-. Yo disfrutaba contigo, a tu lado. Yo, disfrutaba de la que era yo cuando te sentía a mi lado.